Emirato Islámico, la penúltima falsa bandera a gran escala de EEUU e Israel. Objetivo: Siria

ISIS-CIA-MOSSAD

“EL MOSSAD CREA Y CONTROLA A GRUPOS ISLÁMICOS EXTREMISTAS PARA USARLOS COMO CHIVOS EXPIATORIOS”

(Victor Ostrovsky, ex agente del Mossad)

El hijito terrorista de la CIA-Mossad, más conocido por ISIL, ISIS, Emirato Islámico, Al-Qaeda o CIAeda es la llave maestra, la pieza del dominó geoestratégico, que han preparado en Washington y Tel-Aviv para terminar de ejecutar, o eso creen ellos (ya veremos cómo les sale la payasada sangrienta) al régimen sirio de Bachar Al Asad y proseguir con otras conquistas igualmente sangrientas. Todos sabemos quién ha sido el que ha introducido a los mercenarios radicales-islámicos en Siria, en Irak…quien los ha financiado y promocionado para instigar y  generar incontables y atroces crímenes con el fin de servir de pantalla terrorista y maniobra de distracción para justificar desde Occidente sus guerras sin fin (ISIS, la yihad de la CIA y la OTAN en Irak).

Este ‘nuevo’ gran experimento-bufonada terrorista de USA-Israel (y sus aliados europeos) de atacar al EIL en Siria utilizándolo como coartada anti-terrorista, tiene dos objetivos: por una parte, debilitar y acabar con la “resistencia” del régimen de Asad y, por otra parte, expandir el “yihadismo” en el sudeste asiático para cercar a su competidor chino y también a Irán, a pesar de que tiene un líder “moderado” en el poder. Sin olvidarse del Cáucaso y los atentados terroristas esporádicos en Rusia, país éste último al que ya han intentado poner contra las cuerdas con “roboluciones”-golpes de Estado en países vecinos, como es el caso de Ucrania, donde el régimen del dictador chocolatero Poroshenko está cometiendo gravísimas violaciones de derechos humanos en el Este del país (incluido el derribo de un avión civil de pasajeros) con el habitual silencio cómplice de los que dicen hacer valer los derechos humanos en el mundo.

La cacareada intervención militar de EEUU contra su supuesto “enemigo” (en realidad, amamantado por ellos) del ISIL, para bombardear posiciones militares de este grupo terrorista en Siria es, además de una burda representación teatral, una flagrante violación del derecho internacional, ya que a nadie se le escapa que el verdadero interés de EEUU es bombardear “otros objetivos” llamémosles eufemísticamente “desconocidos” en territorio sirio. Así lo confirman desde el propio imperio. Según Kevin Barrett, de Veterans Today: altos funcionarios del gobierno estadounidense han sugerido que el verdadero objetivo de la intervención norteamericana en Siria sería el gobierno del presidente Bashar al-Assad. Barrett advierte que los neoconservadores más belicistas ya intentaron el año pasado engañar (sic) al gobierno de EEUU para que bombardease Siria, después de aquella puesta en escena de una falsa bandera a raíz de la aparición de supuestas armas químicas en al-Ghouta.

Barrett cree, ingenuamente, que Obama y Putin salieron al paso evitando una confrontación sobre un hecho (las nunca probadas armas químicas del régimen sirio) que tenía un tufo a fraude premeditado. En realidad, Obama no salió al paso de nada puesto que este simiesco personaje actúa conforme a como lo hacen, o dictan, sus halcones del Pentágono. Fue Putin el que dejó claro al imperio que no iban a tragar con el sapo de una agresión militar a Siria basada en un montaje chabacano sobre unas “armas químicas” que fueron plantadas por los peleles-“rebeldes” de la CIA y que sólo podían existir en las mentes perversas de los ideadores y perpetradores del holocausto sirio.

El Rolex-jero de Tel-Aviv y Washington, nuevo Rey midas terrorista del ISIS, la franquicia del Mossad y la CIA

El Rolex-jero de Tel-Aviv y Washington, nuevo Rey midas terrorista del ISIS, la franquicia del Mossad y la CIA

Rusia es, actualmente, la principal garante de Siria y EEUU ha ido de revés en revés con sus ahijados-matarifes en territorio sirio. Por eso tenían que activar en USA-Israel un plan B, el tocomocho iraquí del ISIS (como primer acto melodramático) y, a continuación, como burda justificación contra el EIL, meter el hocico militarmente en Siria, donde actúan sus patrocinados y que es, verdaderamente, donde tiene puesta la diana EEUU-OTAN-Israel, no para liquidar precisamente a sus mercenarios, sino para derrocar al líder sirio Asad y proseguir su campaña expansionista desde Oriente Medio hasta Asia.

Es de sobra conocido, y está probado, que el ISIS-ISIL-EI y demás marcas blancas (o duplicadas) del terrorismo islámico radical son un montaje de la CIA y el Mossad, quienes están llevando a cabo su control operativo militar y también su manipulación ideológica, mediante técnicas de guerra psicológica, “psy-op”. Incluso miembros destacados de AlQaeda como el ex comandante Nabil Na’eem, afirmaron en su día a la cadena de televisión Al-Maydeen, de Beirut, que el ISIL es una creación neta de la CIA y el Mossad. Huelga decir que los cabecillas más mediáticos de esta franquicia terrorista están, o han estado, a sueldo de esas dos agencias de espionaje. Sirvan como ejemplos, en primer lugar, el del Rolex-jero de Washington y Tel-Aviv, el líder del ISIS, Abu Bakr al-Baghdadi, auto-proclamado “Emir” de un supuesto nuevo califato en Irak y Siria que es, en realidad, Simon Elliot, actor e hijo de padres judíos y agente del Mossad a tiempo completo (además de subordinado del jefe coordinador del terrorismo islámico, el senador norteamericano ultraderechista John McCain), y en segundo lugar su “predecesor”, uno de los “enemigos” clásicos de EEUU, Al Zarqawi, otro monigote de la “yihad” sacado de la chistera estadounidense pero más falso que un billete de medio dólar y también en nómina de la CIA, como lo fue, por otra parte, su icono más representativo, Bin Laden.

Uno de los aspectos más llamativos de todo este engranaje terrorista auspiciado por EEUU e Israel, y secundado por Europa, es que el ISIL está nutriendo sus filas, cada vez más, de “legionarios extranjeros” en detrimento de los árabes, quizás porque la CIA piensa que hay que globalizar la procedencia de la “yihad”, como forma de hacer extensible la estrategia de tensión “anti-islámica” al mismo corazón de Occidente. Hay referentes históricos potables (11-s, 11-m, 7-j, 22-j). Se ha constatado sobre el terreno que existen “radicales islámicos”, tanto de origen asiático, en concreto de la etnia uygur, radicada en el norte de China (donde la CIA ha creado una base de terroristas islámicos para intentar descomponer al gigante asiático), como de países tan alejados como Georgia donde un tal Abu Omar al-Shishani, miembro de la inteligencia militar georgiana, cuyo verdadero nombre es Tarkhan Batirashvili, se ha convertido en uno de los principales jefes terroristas del Emirato Islámico.

Tampoco han faltado europeos a la cita con el terrorismo “yihadista”. En concreto, algunos alemanes convertidos milagrosamente a cruzados islámicos, como Kreshnik Berisha, al que pillaron “in fraganti” como “combatiente” del ISIL. Lo que ocurre es que hay un problema con este tipo: antes de irse a hacer la “yihad”, y de ser el más ciego radical islamista de toda Alemania y parte del Oriente Medio, el tal Berisha jugaba en su país en un equipo de fútbol, cien por cien judío, llamado TuS Makkabi Frankfurt. Lo hacía para disimular, según tengo entendido (ironía)…Es que ya no saben ni guardar la compostura en los servicios de ‘inteligencia’ y tampoco en unos mass-mierda cuyos análisis, sobre todo este fenómeno del ISIS, parecen redactados por los servicios de espionaje occidentales y las cloacas policiales.

El ataque de EEUU a las posiciones del ISIL en Siria es un pretexto desvergonzado y criminal. Una engañifa que nadie puede creerse a poco que analice fríamente las motivaciones de esta nueva farsa imperial-sionista o de esta “ridícula falsa bandera” como la califica Barrett, quien también se pregunta o denuncia:

  • ¿Por qué los terroristas del ISIL han sido armados y entrenados en las bases de la CIA en Jordania?
  • ¿Por qué Israel ha proporcionado apoyo directo e indirecto al ISIL, tanto que se ha permitido incluso llevar terroristas del ISIL heridos a hospitales israelíes para recibir tratamiento?
  • ¿Por qué los aliados de Occidente en el Golfo Pérsico están poniendo dinero en las arcas del ISIL?
  • ¿Y por qué Occidente, que controla gran parte del comercio ilegal de drogas en el mundo, está financiando con este sucio dinero al ISIL?

A lo que añado yo otros interrogantes finales para los más ingenuos o menos despiertos:

  • ¿Cómo es posible que unos terroristas semianalfabetos, convertidos casi por decreto en “muyaidines” del Estado islámico y procedentes de países occidentales (de origen árabe o no) tales como Australia, Alemania o España, hayan conseguido llegar hasta Siria cruzando sus fronteras (sin despeinarse) y plantarse en lugares como Homs, Alepo o Damasco?
  • ¿Quién facilitó a esos terroristas los visados en sus países de origen?
  • ¿Quién pagó sus pasajes hasta territorio sirio?
  • ¿Cómo contactaron con las bases terroristas y cómo sabían dónde estaban ubicadas para llegar tan fácilmente hasta ellas? ¿Quién les facilitó esa compleja logística?
  • A pesar de que los servicios policiales y de inteligencia disponen de sofisticadas y ultramodernas redes de monitoreo y espionaje, control de movimientos, flujos de armas, capitales y actividades de personas….¿se comportan como imbéciles o nos lo hacen parecer a nosotros?

  1. Pingback: Anónimo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s