Por qué Israel no quiere la paz con los palestinos. Hamás, el caballo de troya del sionismo

hamas

Desde hace unos años ha estado cobrando fuerza la idea de que Hamás es una facción radical islámica palestina creada por Israel. Incluso congresistas norteamericanos como Ron Paul lo han explicitado muy cristalinamente. Aunque no es nueva esta teoría, puesto que incluso fue denunciada por el propio Yasser Arafat, es de singular relevancia a la hora de analizar los acontecimientos que están sucediendo estos días en la martirizada franja de Gaza. Se sabe que desde la guerra de los Seis días (1967) hasta 1980, Israel jugó un papel destacado a la hora de ayudar a los Hermanos Musulmanes a establecerse en los territorios ocupados de Cisjordania y Gaza. Un personaje clave del islamismo radical, el jeque Ahmed Yassin (quien luego fue asesinado con un misil del ejército judío), a la sazón líder de los Hermanos Musulmanes, fue el que eligió Israel para impulsar el debilitamiento del principal enemigo judío-sionista: la OLP de Arafat. Esto no son elucubraciones ni conjuras “anti-semíticas” sino hechos puestos en práctica que van más allá de la mera sospecha. Refrendados por personajes que se han movido en el entorno de los servicios de espionaje y por los propios interesados (palestinos e israelíes).

El ex embajador USA en Arabia Saudita, Charles Freeman, corroboró en su momento la hipótesis sobre la conexión Israel-Hamás. Dice Freeman: “Israel puso en marcha Hamas. Fue un proyecto del Shin Bet [la Agencia nacional israelí de inteligencia], quien tenía la certeza de que podían utilizar a la organización islámica como “dobladillo” de la OLP.” Otras fuentes tan poco sospechosas de simpatizar  con la causa palestina, como el New York Times, a través de uno de sus reporteros (David Shipler), recogió las declaraciones de un gobernador militar judío de Gaza (el General de Brigada Yitzhak Segev) jactándose nada menos de que Israel había financiado expresamente a los radicales islámicos. Shipler relata: Los fundamentalistas islámicos son considerados de utilidad para Israel, porque siempre han tenido conflictos con los partidarios seculares de la OLP. El Gobernador militar israelí de la Franja de Gaza, el General de Brigada Yitzhak Segev, una vez me contó que había financiado el movimiento islámico para utilizarlo como un contrapeso a la OLP y a los grupos comunistas que existen en dicha organización. “el Gobierno israelí nos otorgaba un presupuesto y el gobierno militar judío de Gaza lo distribuía entre las mezquitas”, me dijo el general.” Es decir, lisa y llanamente, el islamismo radical era el ariete que necesitaban los psicópatas de Tel-Aviv para justificar su permanente política “antiterrorista”, colonizadora y de limpieza étnica en los territorios ocupados. Los palestinos se encontraban en un callejón sin salida, con dos enemigos con el mismo objetivo común, aunque en el caso de Hamás se tratara de un “enemigo” indirecto y que, teóricamente, apoyaba la lucha contra el invasor israelí.

Remontándonos a los años ochenta, cuando los Hermanos Musulmanes ya tenían un cierto grado de penetración en Gaza y Cisjordania, éste grupo fundamentalista no apoyó la resistencia contra el ocupante israelí ya que sus objetivos estaban dirigidos, fundamentalmente, a destruir a la OLP y, sobre todo, a su ala más izquierdista (el FPLP, Frente Popular para la Liberación de Palestina). Esa era la gran baza judía para estrangular el movimiento palestino laico. En el levantamiento palestino de 1987, la famosa primera “intifada”, Arafat ya denunció que Hamas y el jeque Yassin estaban actuando coordinadamente “con el apoyo directo de las dictaduras feudales árabes reaccionarias en clara connivencia con el ocupante israelí”. Las sospechas del envenenado Arafat empezaban a tomar forma y cuerpo sobre Hamás, como un ariete terrorista y desestabilizador que actuaba en contra del movimiento de liberación palestino y a favor de los intereses de Israel. Pero es que el mismo Arafat fue el que sin ambages señaló con el dedo a Hamás como una creación directa de Israel: “Hamas es una creación de Israel. El primer ministro judío Isaac Shamir, desde un primer momento, fue quien les dio dinero y el que promovió la creación de más de 700 instituciones islámicas, entre ellas escuelas, universidades y mezquitas.”

4784f5126896f4acf879c9cfa09e55e4

En definitiva, como bien dice Sara Roy, Israel está llevando a cabo su vieja estrategia de promocionar a Hamas para debilitar a las facciones nacionalistas seculares como una forma de asegurar la desaparición definitiva de la [Autoridad Palestina], y como un esfuerzo para extinguir el nacionalismo palestino de una vez por todas“. Lo que ocurre es que los errores de cálculo del sionismo pueden tener un margen considerable, con el paso de los años, y pueden sobrevenir, inesperadamente, elementos indeseables como el que aconteció días antes del comienzo de la masacre en Gaza (dejando de lado el pufo judío de los tres colonos asesinados): el acuerdo a que llegaron la ANP (Autoridad Nacional Palestina) y Hamás para formar un sorpresivo gobierno de coalición nacional, algo que, sin duda, no pudo ser bien visto desde Israel, el “padre padrone” de Hamás a todos los efectos, y que desencadenó la falsa bandera de los tres colonos judíos “secuestrados y asesinados” de Cisjordania. Se trataba de la espoleta retardada perfecta para iniciar la agresión criminal a Gaza.

La cuestión medular, Hamás como creación del Estado de Israel, generaría otras controversias igualmente sospechosas: ¿Por qué Hamás siendo un grupo radical islámico no dispone de sofisticadas armas de guerra como las de sus coetáneos, los terroristas “sirios” de AlQaeda o los “iraquíes” del ISIS? La fuerza de Hamás reside, además de en los fusiles kalashnikov, en unos cohetes-cerbatana que lanza sobre territorio judío sin causar el más mínimo daño, tanto a nivel personal como material, además de ser fácilmente localizables y derribables, en su mayoría, por el ejército sionista. Armamento muy medido para luchar contra el enemigo “mortal” israelí. ¿Cabría la posibilidad de que miembros infiltrados de la inteligencia judía estuvieran detrás de esos “lanzamientos”?. Las operaciones “black-op”, de guerra psicológica, son muy habituales a lo largo de la historia criminal del Estado judío para las que ha utilizado, incluso, a mercenarios de origen árabe. Otra discusión interesante sería el por qué el Mossad asesinó al líder de Hamás Al-Mahouh en un hotel de Dubai en 2010. ¿Tal vez buscaba fagocitar otro levantamiento armado “artificial” en Gaza contra Israel, después de la enésima operación judía de asedio militar a ese territorio, de finales del año 2008, denominada Operación Plomo Fundido?

Sin embargo, la prensa occidental habla de los “petardos” de Hamás como si se tratasen de unos mortíferos cohetes, magnificando hasta la obscenidad y la desvergüenza su capacidad destructiva…¡a pesar de no que no han ocasionado un mísero herido judío! Forma parte de la controlada propaganda sionista en sus medios, al igual que la tan publicitada de los “escudos humanos” de Hamás, una estrategia diseñada para denigrar al pueblo palestino. Dicen que algunas contadas bajas se han producido en el ejército israelí como consecuencia de los choques armados; lógico, si se asumen este tipo de riesgos…Después de la tregua trampa de Israel, y sabiendo que la decrépita Comunidad internacional no va a mover un dedo, el Estado hebreo continuará con su ofensiva criminal contra los civiles de Gaza porque el objetivo del sionismo sigue siendo el total y absoluto aniquilamiento del pueblo palestino. Mientras tanto, la manipulada Hamás sigue bailando al compás de los genocidas “suspendiendo treguas unilateralmente”. Todo ello con aroma a siniestro montaje de Israel quien podría, perfectamente y mediante agentes infiltrados del Mossad, estar engañando e incitando a los guerreros islámicos de Hamás a seguir en la “lucha contra Israel”, al igual que lo está haciendo la CIA con las organizaciones terroristas “islamistas” que tiene diseminadas por el Mundo.

Porque ¿qué palestino, en su sano juicio, después de la devastación de su hogar y la carnicería perpetrada por los sionistas, apoyaría la continuación de una lucha desigual contra un ejército que no dudaría un solo momento en matar niños, mujeres y ancianos en Gaza? No, la inmensa mayoría de los palestinos NO son “yihadistas”, no son “fanáticos religiosos” y no se aventurarían a seguir “inmolándose” por una causa fundamentalista y suicida. Por eso, Hamás, es y será el caballo de Troya perfecto de Israel para liquidar cruentamente a los palestinos y negar su derecho a existir.

  1. plared

    Es curioso pero por algún motivo este conflicto ha pasado el ámbito puramente territorial para entrar de lleno en el ideológico. Donde se enfrentan los dos bandos tradicionalmente enfrentados.

    Por un lado las izquierdas que apoyan a los palestinos sin en realidad saber por que. En el otro las derechas tradicionalistas que lo hacen a Israel mas o menos con el mismo conocimiento. En realidad lo que sucede allí importa un pimiento a la mayoría. Si eres de izquierdas con los palestinos, si eres de derechas con los judíos.

    Tango inmisericorde ya que recuerdo que cuando era un chaval, la tortilla estaba al revés y las derechas por lo menos en España estaban con el pueblo palestino y las izquierdas con los judios. En fin, que en realidad es una lucha en la que depende de que lado seas estarás con un bando u otro. La razón, eso queda para los elementos incordiantes, los motivos de esto….Tambien.

    Siempre habrá quien defienda a un bando u a otro por razones y datos. Pero en eso coincidiras, los que lo hacéis sois una minoría y la mayoría simplemente elige un bando por que el contrario ha escogido el otro.

    Me gusta

    • uraniaenberlin

      No estoy yo tan convencido que la derecha haya sido alguna vez pro-palestina. La única causa a la que se ha adherido, supuestamente, ha sido la del Sáhara y a saber con qué motivos….La cuestión judía (o palestina) siempre ha suscitado dos bandos: la derecha neoliberal, capitalista, pro-judía ha estado del lado de las matanzas y el Holocausto contra los palestinos, mientras que la izquierda y un sector menos progresista minoritario (de centro izquierda) ha empatizado con la causa palestina. Yo tengo claro que es lo que pasa y que ha pasado, históricamente, en aquella zona y por eso me decanto por un bando. El otro me parece, simplemente, una banda organizada de matarifes racistas, etnicistas que tienen el poder que tienen porque EEUU es su manto protector. Gaza, Cisjordania…no son nada más que campos de prisioneros, muy “modernizados” eso sí, donde viven, mal que bien, los palestinos, en una situación de permanente acoso y usurpación de sus bienes y dignidad personal.

      Me gusta

    • uraniaenberlin

      Sekh…sobre ese enlace pdf que has posteado….he leído de pasada algunos párrafos y yo diría que es pura y dura propaganda nacionalsocialista revisionista. Me he detenido sobre todo en el final, con la entrevista al Borrego, y la verdad es que se dedica (al igual que en su libro) a glosar las bondades del nacionalsocialismo…Vamos, que demonizar al comunismo ruso a cuenta de los judíos y lo malísimos que eran los estalinistas, mientras que Hitler se llevaba todas las tortas injustamente, es como..”demasié”, que diría un castizo..Creo, sin haberme metido a fondo con ese libro, que es una versión añeja de la propaganda neonazi de Hearst, Conquest o Service, conocidos autores-fabuladores (al igual que este Borrego) de fuerte corte anticomunista y de demonización por entregas contra la URSS…Además, sus referentes, para dar su versión remozada de la II Guerra Mundial, son personajes tan siniestros y criminales como el fascista León Degrelle. En fin, no digo que a los judíos (sionistas) haya que desmitificarlos (el autor simplemente muestra su judeofobia en general) con el cuento de las cifras del Holocausto, muy exageradas, en mi opinión, pero vamos yo diría que es un panfleto filonazi equiparable, así de primeras, a lo que podría ser el Mi Lucha de Hitler.

      Saludos (en esta ocasión discrepantes pero cordiales, que diría el líder de Podemos)

      Me gusta

    • uraniaenberlin

      Aquí tienes una intervención magistral del profesor universitario judío-norteamericano Norman Finkelstein (a cuenta de la agresión a Gaza de hace unos años), cuando una alumna sionista, o simple asistente, a la conferencia del profesor, empieza a hacer teatro sacando a colación el Holocuento (dicho en sus términos despectivos para los sionistas) y el profesor le replica con una sonora “bofetada” dialéctica.

      Me gusta

      • Sekhmet

        See, he tenido mis más y mis menos con con mi amigo Shimon Hochmann en el face a costa de las declaraciones del Dr. Zito (muy buenas por otra parte).

        Te contesto aquí a tu otro comentario, totalmente de acuerdo contigo en que el libro-panfletoide que he dejado en mi respuesta anterior rezuma un tufillo un tanto no sé como decir, hasta el punto de que por poco no lo leo, con todo, he de decir que si bien es claramente parcial y cristianófilo hasta la arcada es de las pocas cosas que he leído que claramente explican muchos de los hechos de la W W II, no cuesta mucho leerlo, simplemente ‘open your mind’ y pasa de la introducción y del final (si la entrevista final no te ha gustado, la introducción te llevará al país de las arcadas) y a pesar de los pesares no podrás negar que el tío recoge muy diversa información -que no propaganda- de las más diversas fuentes y ciertamente tampoco podrás negar que por más que los pueblos (el judío incluido) sean fácilmente manipulados, los estadistas también lo son aunque ellos con conocimiento de causa lo que es chorrocientasmil veces peor.

        Personalmente saco una conclusión después de (al menos intentar) filtrar la avalancha de información que sobre el asunto me llega últimamente: el sionismo es de las peores cosas que le ha pasado a la humanidad y ciertamente hoy son Ellos los que ‘manejan el cotarro’.

        Date una vuelta por mi último post (no es mío claro, solo tengo el mérito del copy-paste) http://lasfloresdelcactus.blogspot.com.es/2014/08/nurit-peled-israel-es-la-continuacion.html o léete esta extravagancia que me dio por escribir para que veas que siempre he tenido
        mis ideas muy claras al respecto http://lasfloresdelcactus.blogspot.com.es/2013/09/acme-apocalipsis-company-mephistopheles.html y para que compruebes que no cojeo de ningún pie en concreto, en todo caso de ambos =)

        Menuda chapa!!

        Me gusta

  2. José Ramirez

    Primero que nada no creo que Isrrael este detrás de todo esto, si fuera así, que le costaría a Isrrael darle la orden a Hamas para que ataque a Palestina, esto señore es una guerra religiosa, han hecho una secta religiosa basada en Ala y las personas enfermisas hasta llegan al grado de suicidarde porque disque Ala los espera en el más alla, por favor dejen de mentiras.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s